Cómo empezar renovado el año nuevo

Cuando finaliza la época de vacaciones,  te queda un  nuevo año por delante. Este puede ser el momento de pensar qué cosas debes aprender y hacer. otra alternativa puede ser simplemente reflexionar sobre aquello que ya has conseguido hasta el momento. Para llevar a cabo cualquier meta para este año que recién empieza, es bueno que te sientas renovado y enfocado, preparado para retomar las cosas en las que estás trabajando o comenzar otras nuevas. te presentamos algunas ideas que pueden ayudarte.

Examina tu lista de resoluciones de año nuevo.  Es probable que para cumplir tus resoluciones, necesites planear y organizar algunas cosas.

  • ¿Necesitas reservar viajes, suscripciones u otros servicios para hacer posible esta resolución?
  • Anota cualquier cosa que sea relevante junto con estas resoluciones.
  • En algunos casos es necesario dividir tus metas en hitos de corto plazo e hitos de largo plazo para asegurarte de que tu voluntad no se debilite. Anota cualquier hito que creas que va a funcionar para ti.

Enfócate en ser organizado. Muchas personas no lo son y esto puede hacer que ya no sientas que el año nuevo es como un inicio nuevo.

  • ¿Hay montones de papeles y libros sobre la mesa? (¡limpia con cautela!).
  • ¿Tienes problemas para encontrar tus cosas? Localiza lugares puntuales donde depositar esos objetos que se pierden fácilmente. Por ejemplo las llaves, coloca un portallaves.., sólo es un ejemplo pero valdría para cualquier cosa que suela ser recurrente de extraviar.
  • ¿Odias limpiar? Puedes convencerte de que es un ejercicio, un momento dedicado a Zen.
  • Ordena y limpia gradualmente. Primero puedes ordenar tu escritorio el día lunes; ordenar tu armario el martes y miércoles; encargarte de tus estantes para libros el jueves; aspirar el viernes; sacudir el sábado y hacer cualquier cosa que deba limpiarse el domingo. Una vez que hayas ordenado las áreas especificas de mayor uso, te darás cuenta de que es más fácil concentrarte y encontrar lo que necesites en una habitación limpia.

Relájate un poco más. Si no tienes la costumbre de hacerlo, empieza este año nuevo con la resolución de agregar está actividad (o falta de actividad) importante a tu vida de ahora en adelante.

  • Dedícale tiempo a buscar en libros y páginas web dedicados a dar ideas acerca de actividades de relajación. ¿Qué tipo de actividades de relajación te atraen? Las personas tienen distintas ideas de lo que son las actividades de relajación, algunas personas se relajan con actividades llenas de adrenalina, mientras que otras preferirían echarse en una hamaca y leer un buen libro. Tú eliges, con tal de que las actividades que elijas te relajen.
  • Un baño de burbujas con velas (y tal vez una bebida burbujeante) una vez por semana, un masaje, yoga, meditación y cosas por el estilo.
  • Cuando tengas la oportunidad, haz un receso para relajarte, cualquier cosa que te haga sentir bien y hacerte ver bien.

Reflexiona sobre el año pasado. Piensa qué cosas te gustaría mejorar este año, qué cosas te gustaría intentar hacer y con quiénes te gustaría arreglar las cosas o empezar de nuevo. ¿Lograste las cosas que querías hacer en el pasado? ¿Qué cosas específicas te gustaría cambiar o que cambien de rumbo? Hazte preguntas acerca de cómo progresar, cambiar y acerca de dónde quisieras estar en este momento; esto puede ayudarte a mantener la perspectiva renovada y a motivarte nuevamente a hacer que tus expectativas se cumplan este año.

  • ¿Te arrepientes de haber dicho algo? ¿Hay alguien con quien te gustaría disculparte?
  • ¿El año pasado fue tan genial que no deseas que empiece el año siguiente? haz un registro en tu diario sobre lo genial que fue ese año. Pero ten en mente que este año que viene será aún mejor. Pon en práctica las lecciones que has aprendido y haz que lo bueno continúe.
  • ¿El año pasado fue terrible y temes que el que viene sea igual o peor? Si piensas de esta manera puede ser una profecía autocumplida. Nadie espera que vueles cuando sientes que tus alas están rotas pero es importante para tu bienestar empezar a encontrar maneras de restablecer tus sueños. Enfócate en hacer que este año que viene sea mucho más ligero y cálido. Esto incluye dejar ir las cosas que te causan ansiedad; al comienzo tendrás miedo, pero cuando logres hacerlo será realmente liberador.

Consejos

  • La mayoría de personas equipara el año nuevo con comer alimentos más saludables, hacer más ejercicio y pasar más tiempo con sus seres queridos. Esto puede parecerte un cliché, pero son precisamente estas cosas las que te aseguran llevar una vida más satisfactoria, pues te llenan de más energía, te acercan a las personas que te importan y te hace sentir más saludable.
  • Ten en mente que cuando empiece el año que viene será el mejor año de tu vida.

Advertencias

  • Si te encuentras en una situación mala, no te rindas. Pregúntate de una vez y piensa seriamente si hiciste algo que ocasionará esta situación y por qué lo hiciste, luego déjalo pasar. Si te rindes una y otra vez, empeorarás la situación y esto te hará perder el tiempo, la energía y los recursos que podrías emplear en resolver el problema.
  • Preocuparte por lo que vendrá después durante el año, puede llevarte a no hacer nada. Haz algo para resolver los problemas, en la medida de lo posible y puede ser que las cosas cambien para bien. Da tiempo para que las cosas malas se solucionen.

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *